Facebook Pixel

¿Por qué debemos llevar cogido a nuestro perro en ciudad?

 

A todos nos gusta ver a nuestro perro corretear libremente, dejarlo a sus anchas mientras olfatea, investiga y descubre su entorno.

Si tienes la suerte de vivir en el campo quizás la opción de pasear sin correa sea una buena elección, pero si vives en un núcleo urbano… Llevar a nuestro perro suelto no sólo suele estar prohibido sino que puede ser peligroso para nuestro can.

La mayor parte de municipios españoles (por no decir todos) contemplan con multas el llevar suelto a un perro por la zona urbana del muncipio, además el tráfico, la gran afluencia de personas, etc pueden hacer que nuestro querido peludo sufra un accidente sin que haya necesidad.

Como ya hemos dicho todo depende del municipio, por ejemplo en Madrid, las sanciones por llevar suelto a un perro en núcleo urbano van desde los 150€ a los 300€. Estas cifras aumentan, si además se trata de un perro de los catalogados como “potencialmente peligrosos”.

Para saber con seguridad la cuantía de las multas y las zonas donde no puedes llevar suelto a tu perro dentro de la ciudad te aconsejamos que consultes con el ayuntamiento de tu zona.

Una alternativa segura para llevar a nuestro perro de paseo por la ciudad dándole su espacio son las correas largas, podemos optar por correas largas de 2 ó 3 metros o por las conocidas correas extensibles, todo dependerá del margen de libertad que queramos darle y a la zona donde paseamos, ya que si son calles muy concurridas quizás una correa de 5 metros no sea la mejor opción para ese lugar.

Nuestro perro no dejará de ser feliz por ir atado, podemos aumentar los tiempos de paseo o aprovechar los fines de semana y permitir que se desfogue en el campo.

Llevar a nuestro peludo cogido en la ciudad no solo es una norma impuesta por las autoridades sino una forma de ser cívico respetando a los demás viandantes.